consejos, creciendo, madurando, nada personal, seriedad, Vida

Dejar de tomarme en serio.

Jamás me he considerado a mí misma una persona seria, aún cuando mucha gente suele decirme que me veo muy seria, o amargada y aún cuando relajo mi resting bitch face, me dicen que parece que no me importa nada.
Para la mala suerte de muchos, la sociedad en la que nos movemos parece siempre estar más pendiente de cómo son las personas alrededor y de acuerdo con esta sociedad, el éxito se atribuye a la seriedad, algo así como “entre más serio te tomes, más alto será tu logro”

Cuál es el punto de llegar alto si no te permites cometer errores, de aceptar que, aún en nuestra complejidad, eres un simple humano y nos debemos permitir tropezar las veces que sea necesario.
Deja de tomarte tan en serio, date permiso de cometer errores, de reír por cosas simples. Una vez que comprendes tu valor sabes que no importa lo que pase, sigues siendo igual de valioso.
Ser perfecto es una ilusión, una prisión que construimos y si nos tomamos demasiado en serio nos encerramos en ésta. De esta forma aún cuando podemos salir, no lo hacemos por el temor de lo que pueda pasar si nos relajamos.
Miles de generaciones han pasado por la tierra y los que no temían ser diferentes, los que no se han conformado, son los más recordados.
¿Quieres ser uno más luchando por sus sueños o prefieres ser extraordinario y aceptar que tus sueños son el camino a esa meta?

Besos,
Paulina.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s